Conmoción en Entre Ríos: en una semana dos jóvenes hermanas murieron tras contagiarse de coronavirus

Aldana y Marina tenían 21 y 29 años. Fallecieron con apenas unos días de diferencia en el hospital de Concordia. “Estoy destrozado como toda la familia completa por esta enfermedad de m…”, dijo la expareja de la mayor.

 

La ferocidad de la segunda ola de contagios de coronavirus destrozó en unos pocos días a una familia de la localidad de Concordia, en Entre Ríos. Marina Güida, de 29 años, murió en las últimas horas en el hospital Masvernat, en donde una semana antes había fallecido su hermana menor, Aldana, de 21 años.

A través de las redes sociales Víctor Forni, la expareja de Marina y padre de su hijo, fue quien confirmó la triste noticia a su conocidos. “Lamentablemente quiero agradecer de corazón a todos quienes hicieron la cadena de oración por la salud de la madre de mi hijo, por Marina Güida. Pero lamentablemente se nos fue, nos dejó. Y hay que seguir adelante. No es fácil”, expresó el hombre visiblemente conmocionado.

 

La joven madre de 29 años, que cursaba el 4º año del Profesorado de Biología, ingresó días atrás al hospital local con diagnóstico positivo de coronavirus y horas después su cuadro se agravó y la pasaron a la unidad de cuidados intensivos. Pese al esfuerzo de los médicos y la esperanza de la familia, que hasta último momento se aferró a la posibilidad de un milagro, su cuerpo se cansó de luchar contra el virus.

“Es un momento duro para mí porque más allá de ser su expareja, teníamos una muy buena relación como padres. Estoy destrozado como toda la familia completa por esta enfermedad de m.. que es el Covid-19, esta enfermedad de m… que no está dando tregua a nadie”, agregó Forni.

La familia Güida todavía no se había recuperado de la pérdida de Aldana, la hermana menor de Marina, que el 2 de mayo pasado había muerto en ese mismo hospital “por complicaciones respiratorias por Coronavirus”. Ella había egresado del Instituto D-165 “Nuestra Señora de Itatí” en 2018, y se encontraba cursando el primer año del Profesorado de Biología.

El dolor de la familia. (Foto: Facebook).

 

“Primero se fue Aldana y ahora se fue Marina, así que no hay consuelo”, concluyó el hombre, después de agradecer el apoyo que recibieron durante estos últimos días tan difíciles para todos ellos.

Por su parte, también volcó su dolor en las redes sociales un hermano de las jóvenes fallecidas. “Me cortaron las alas, se llevaron un pedazo de mí, no encuentro palabras para este momento, trato de pensar que es una pesadilla, que mis dos hermanas están vivas y que ya voy a despertar, pero nunca despierto y ustedes ya no están”, escribió en su muro de Facebook Freddy Güida.

Y cerró: “Cuando la soledad me golpee y nadie esté para levantarme… porque al fin y al cabo aunque esté rodeado de gente me siento solo. Descansen en paz, yo cuido el legado, yo cuido a papá y a mamá. Las amo, hasta pronto”.

 

fuente: TN.

Relacionadas