El Gobierno recibió este año información de 600.000 cuentas en el exterior por USD 52.000 millones

Uruguay, Brasil, Italia, Alemania, Francia, Bahamas y las Islas Vírgenes Británicas son algunos de los principales aportantes de datos. El Gobierno busca poner en marcha el convenio con la IRS norteamericana el 1° de enero

Mientras el Gobierno aún apunta los últimos detalles técnicos para poner en marcha el intercambio de información fiscal automático con Estados Unidos, en los últimos meses el fisco consiguió a través de convenios ya vigentes datos sobre más de 600.000 cuentas de argentinos alrededor del mundo por un valor aproximado de 52 mil millones de dólares.

Se trata de información que AFIP recibe anualmente por la vía de distintos acuerdos de intercambio con países vecinos, de Europa e incluso algunos países considerados tradicionalmente como de bajísima tributación, en un sistema de llegada de datos fiscales que tendrá su principal motor en adelante una vez que dé inicio formal al acuerdo IGA con la IRS de los Estados Unidos, una jurisdicción que se cree, en la actualidad, como la principal plaza en que ciudadanos argentinos tienen fondos no declarados ante el fisco local.

De acuerdo a fuentes oficiales, la última “oleada” de información fiscal de contribuyentes argentinos con domicilio en otros países tiene como fecha de corte septiembre de 2021 y fue recibido a lo largo de los últimos meses. Se trata, en rigor, de 608.436 cuentas en total registradas en 96 jurisdicciones, por un valor total de 8,8 billones de pesos. Solo a modo comparativo, convertido a dólares a través del tipo de cambio comprador minorista del Banco Nación -la cotización que se utilizó, por ejemplo, en el blanqueo de 2017- equivaldría a USD 52.380 millones, una cifra que excede la deuda total que el Estado argentino acumula con el Fondo Monetario Internacional.

Según aseguraron desde AFIP, los países que más pesan en ese universo de 8,8 billones de pesos de argentinos afuera Uruguay, España, Italia, Alemania, Francia, Islas Vírgenes Británicas, Bahamas, Australia, Colombia, México, Chile, Brasil. “A la fecha, la Argentina se encuentra recibiendo información de 96 jurisdicciones que remiten anualmente la información financiera de sujetos residentes en Argentina que posean cuentas en el exterior”, afirmaron a Infobae fuentes del fisco.

La AFIP recibió este año información de cuentas de argentinos en el exterior por 8,8 billones de pesosLa AFIP recibió este año información de cuentas de argentinos en el exterior por 8,8 billones de pesos

“Es decir, Argentina se encuentra recibiendo información hoy de todos los países europeos, de la mayor parte de los países de la región, y de las jurisdicciones que hasta hace poco tiempo eran consideradas no del todo transparentes. Este número se ha ido incrementando, y continuará haciéndolo a medida que más países vayan sumándose al Estándar, y cumplimenten los requisitos para efectivamente participar del intercambio de información de cuentas financieras”, mencionaron desde el organismo tributario que dirige Carlos Castagneto.

Hay cierto nivel de precisión en la información sobre cuentas y montos totales que AFIP no puede informar por cuestiones de confidencialidad, aunque existe una estimación realizada por el Indec sobre qué cantidad de residentes argentinos se encuentran fuera del país. En una entrevista reciente, el titular de Aduanas Guillermo Michel estimó que “podría haber unos 338.000 millones de dólares de argentinos en el exterior, de acuerdo con proyecciones del Indec y de acuerdo con información recibida desde los Estados Unidos se estima que en ese país hay unos 85.000 millones de dólares de argentinos”. Un cálculo preliminar hablaba de que el acuerdo con los Estados Unidos podría reportar una recaudación adicional de Ganancias y Bienes Personales equivalente a unos USD 1.000 millones anuales.

En una entrevista con la emisora Neura Media, Michel indicó que “el concepto de paraíso fiscal no existe más porque desde la crisis de Lehman Bros se abrió la información fiscal para todo el mundo”. El titular de Aduanas explicó que a la fecha, “ya hay 68 casos de información de argentinos que tienen cuentas en los Estados Unidos correspondientes a personas físicas que pueden tener irregularidades o que simplemente se trata de diferencias de saldos declarados”. Michel detalló que “la Argentina recibió de la OCDE cuentas de argentinos por todo el mundo por 8,8 billones de pesos que al tipo de cambio oficial son unos 4.000 millones de dólares”.

El funcionario destacó que “salvo con los Estados Unidos, la Argentina tenía intercambio de información con la mayoría de los países. Con los Estados Unidos lo que teníamos era un intercambio de información caso por caso. Lo que se firmó ahora es un intercambio masivo. A partir del 1° de enero de 2023 vamos a recibir toda la información todos los años de manera masiva, es decir, todos los argentinos que tengan rentas, intereses que se generaron en los Estados Unidos van a ser informados a la AFIP”, detalló.

El Gobierno comenzó a trabajar con el sector financiero local para que las entidades puedan girar la información a los Estados Unidos sobre ciudadanos norteamericanos de la misma manera que llegarán esos datos a la Argentina por el carácter recíproco del convenio fiscal.

Sergio Massa y Marc Stanley firmaron el acuerdo de intercambio automático de información fiscal, que entraría en vigencia en eneroSergio Massa y Marc Stanley firmaron el acuerdo de intercambio automático de información fiscal, que entraría en vigencia en enero

Más allá de esa etapa, el Gobierno tendrá que hacer su propia sintonía fina de sistemas, software y reglamentación para que tanto la AFIP como la IRS norteamericana “hablen el mismo idioma” en esa dinámica de intercambio de información, como graficó un funcionario del equipo económico. Esto implica que antes de que se publique la resolución general del organismo tributario con la letra chica, habrá una última ronda de consultas con la IRS para verificar que esos estándares que necesitan los dos países fueron alcanzados.

Según se prevé, la mayoría de las características técnicas del acuerdo con los Estados Unidos serán muy similares a los convenios que tienen otros países como Brasil y México, aunque podrían no ser exactamente iguales, adelantaron en el equipo económico. Un caso llamativo es México, ya que su régimen de intercambio con los EEUU fue suspendido por casos de filtraciones de datos.

El sistema de intercambio de información convivirá con el proyecto de ley de blanqueo que enviará el Poder Ejecutivo al Congreso para su discusión este mes, pero la puesta en marcha del primero no está atado al trámite parlamentario de este último. Sí será esa exteriorización una fuente, una base de datos adicional. Eso sucede porque el sinceramiento fiscal de 2017 incluía una cláusula por la cual existía un margen de 1% de patrimonio no declarado como “dispensa”. Si AFIP tuviera información de que un contribuyente tenía sin declarar activos por una proporción mayor, todo su trámite de blanqueo se caería.

Para ese aspecto será importante conocer el alcance de la retroactividad de la información con la que contará el fisco a partir de este acuerdo. Un alto funcionario del equipo económico aseguró que para algunos casos se podría extender hasta 2018, aunque no hay aún precisiones sobre si tendrá la misma masividad que los datos “hacia delante”.

 

 

 

 

 

Fuente: Infobae

Relacionadas