Cristina Fernández afirmó que no va a ser candidata a ningún cargo en 2023

Aseguró hoy que “la condena real que dan es la inhabilitación perpetua a acceder a cargos públicos”, porque “condenan el modelo económico” del peronismo.

La vicepresidenta Cristina Fernández afirmó hoy que no va a ser candidata a ningún cargo en las elecciones de 2023.

Aseguró hoy que “la condena real que dan es la inhabilitación perpetua a acceder a cargos públicos”, porque “condenan el modelo económico” del peronismo.

Al dirigirse en un mensaje público al CEO del Grupo Clarín, expresó: “El 10 de diciembre de 2023 no voy a tener fueros, así que podrá darle la orden a sus esbirros de la Corte Suprema de que me metan presa”.

 

“El poder económico y mediático controla en una suerte de Estado paralelo y coarta. Es un sistema disciplinador de la dirigencia política argentina. No a los que piensan como ellos, los de Juntos por el Cambio. Hablo de nosotros, del peronismo, de los que tenemos un compromiso con los derechos de la gente. Me condenan porque condenan un modelo económico. La condena real que dan es la inhabilitación perpetua a acceder a cargos públicos”, afirmó la Vicepresidenta a través de sus redes sociales luego de que se conociera el veredicto en la causa Vialidad.

La vicepresidenta de la Nación, Cristina Fernández de Kirchner, sostuvo que el Poder Judicial conforma “un Estado paralelo y mafia”, tras ser condenada a 6 años de prisión e inhabilitación perpetua para ejercer cargos públicos, tras declararla culpable de administración fraudulenta en la causa vialidad.

 

“Está claro que la idea era condenarme”, dijo Kirchner en el inicio de su descargo, que se emitió a través de su canal de YouTube, donde también sostuvo que “se probó que ninguna de las mentiras de los fiscales eran ciertas”.

“La condena estaba escrita. No es que fuéramos clarividentes”, sostuvo al insistir en que “el inefable Julián Ercolini” se había declarado incompetente hasta que “el gobierno de Mauricio Macri la resucita como por arte de magia” y volvió a sentarla en el banquillo “pese a ser cosa juzgada”, según precisó.

“Como me habrán escuchado durante los alegatos, probé absolutamente que, de acuerdo a la Constitución, yo no tengo el manejo de la leyes que son aprobadas por diputados y senadores. Dicen que el delito lo cometí a través de la sanción de leyes. Yo no legislo, para eso están los diputados y los senadores. Y el presidente de la República tampoco administra ni ejecuta el presupuesto”, indicó.

Sostuvo que la condena en su contra no obedece a un “lawfare ni a un partido judicial; esto es un Estado paralelo y mafia judicial”.

La exmandataria señaló que la “confirmación” de esa situación fue la filtración de un viaje de ex funcionarios, magistrados y exagentes de inteligencia a Lago Escondido, y sobre el cual el presidente Alberto Fernández hizo referencia este lunes por cadena nacional.

Los fundamentos del veredicto emitido este martes por los jueces Jorge Gorini, Rodrigo Giménez Uriburu y Andrés Basso serán dados a conocer el 9 de marzo del año próximo, fecha a partir de la cual las partes podrán presentar sus apelaciones.

La sentencia quedará firme cuando se hubieren agotado todas las instancias, es decir, cuando la Corte Suprema responda a todos los planteos que le lleguen.

 

 

Fuente: Uno Santa Fe

 

Relacionadas