El miércoles llega a Netflix el documental del grupo Ratones Paranoicos

La película, dirigida por Plástico, nombre con que se da a conocer la dupla conformada por Alejandro Ruax y Ramiro Martínez, cuenta además con la voz de Mick Taylor y Andrew Loog Oldham, exguitarrista e histórico primer productor de The Rolling Stones, respectivamente; el ingeniero Gustavo Gauvry, responsable del sonido de los primeros discos del grupo; y Fernando Szereszevsky, su actual mánager; además de los miembros de la banda.

Sumado a la sucesión del material de archivo, con algunas “perlas” como antiquísimas apariciones televisivas o filmaciones caseras, esto da como resultado un relato en primera persona, que elude análisis externos y brinda elocuentes detalles del derrotero del grupo y las relaciones internas entre sus integrantes.

Así ocurre con las lecturas en retrospectiva de Juanse, el bajista Pablo Memi, el guitarrista Sarcófago y el baterista Roy Quiroga, además de Fabián “El Zorrito” Quintiero -integrante que reemplazó a Memi desde 1997-, quienes no eluden cuestiones relacionadas con distintos momentos ríspidos del grupo.

En tanto, la inclusión de una actuación de una formación seminal del grupo, que incluía a Gabriel Carámbula, en el programa televisivo “Música Total”, uno de los primeros envíos dedicados al rock en los tempranos `80; o su presentación en el ciclo “Todo nuevo”, impulsado por Juan Alberto Badía para promover jóvenes talentos; destacan por su valor histórico.

Por su parte, las filmaciones en el interior del entonces Hotel Hyatt, en el verano de 1995, durante la primera visita al país de The Rolling Stones; el contacto con Keith Richards en su primera incursión solista por estas tierras o el iniciático interés extramusical de Andrew Loog Oldham en trabajar con el grupo son algunas de las joyas que presenta el material personal aportado desde el seno de Ratones Paranoicos.

El recorrido por la historia del grupo refresca el rol de los grafftis en los años `80, que permitían popularizar el nombre de diversas bandas independientes; y alerta a neófitos sobre la influencia que la música punk tuvo en Ratones Paranoicos, generalmente un territorio en donde pareciera una verdad instalada que fueron los Stones el único modelo a seguir, entre otras cuestiones.

“Rocanrol Cowboys” sitúa a Ratones Paranoicos en el merecido lugar de relevancia que tiene en la historia del rock argentino, a partir de su aporte a un personal sonido que hizo escuela aunque nunca pudo ser igualado, informó Télam.

fuente: sin mordaza

Relacionadas