Unión ya cuenta otra vez con Mazzola, el de los goles importantes

“Volví 10 puntos. Me habían dicho que iba a comenzar bien la pretemporada pero para mí era una incógnita. Me agarró bronca, porque nosotros queremos estar todo el tiempo y me puse en la cabeza recuperarme lo antes posible para arrancar de cero la pretemporada y no perder tiempo”. Así se sincero fue el delantero de Unión, Nicolás Mazzola, que lleva adelante los trabajos a la par del resto en Mar del Plata tras superar una operación por la fractura en la mandíbula.

En diálogo con el equipo Diez en Deportes, se mostró importante pese a tener poco tiempo en Santa Fe: “Me tocó hacer goles que quedaran en la retina y esperemos que sean más. Lo importante es que me siento bien y cómodo acá”.

Una de las metas es tratar encontrar una mayor regularidad en este 2020: “Lo hablamos, porque es una pregunta frecuente. Veníamos jugando juntos con un mismo grupo y luego hubo chicos que fueron bien vendidos y no pudimos tener la regularidad que queríamos. Creo que este año va a ser bueno e importante para nosotros“.

Sobre su lesión, reconoció: “Mi mamá me decía que entrene despacio, pero tuve que hacer un trabajo interno para volver a entrenar con normalidad. Por ahora todo se va normalizando. Este deporte es así. De a poco voy a ir empezando a cabecear. Cuando entreno me olvido de lo que pasó“.

“En las pretemporadas hay muchas cosas por definirse, quiero trabajar para ganarme un lugar y si después (Leonardo) Madelón decide otra cosa, estará bien”, argumentó ante la consulta de LT10.

En el final, no evitó hablar del incentivo que significa jugar la Copa Sudamericana, pero tomó de manera rieña saber que será ante Atlético Mineiro de Brasil: “Justo nos tocó (risas). Es uno de los rivales más difíciles de la Copa y por eso también es un desafío lindoNo nos tocó pasar en la primera pero la pasamos bien. Nos quedamos con esa espina de poder superar la fase”.

Fuente: Diez en deportes

 

Relacionadas